• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Ejército de tierra
Ministerio de Defensa
Ejército de tierra

Ejército de Tierra

Reportaxes do Boletin Terra

miércoles 2 de diciembre de 2020

Número: 8226

El Mando de Apoyo Logístico del Ejército reconoce el apoyo desinteresado de las empresas en la operación 'Balmis'

Acto celebrado el 24 de noviembre en el CGE

Acto celebrado el 24 de noviembre en el CGE

Acto de reconocimiento en el acto. "San Cristóbal"

Acto de reconocimiento en el acto. "San Cristóbal"

Desde el Ejército de Tierra se ha querido agradecer la colaboración que diversas empresas llevaron a cabo en el marco de la operación “Balmis”, un reconocimiento que se ha llevado a cabo a través de dos actos celebrados los días 24 y 30 de noviembre, en el Cuartel General del Ejército (Madrid) y en el acuartelamiento “San Cristóbal”, en el distrito de Villaverde (Madrid). Ambas fueron presididas por el jefe del Mando de Apoyo Logístico, teniente general Ramón Pardo de Santayana, quien estuvo acompañado de militares del ámbito de la logística y representantes de las empresas homenajeadas: Banco Santander, Banca March, Iberdrola, Airbus, Bolsas y Mercados Españoles, ALSA, Grupo Elinav S.L, EXPAL, FECSA, GAMMA, Hispamast, i-4S, Iturri S.A, Jalsosa S.L, KRAPE, LANXESS, NAMMO, Urovesa, Proquibasa y RENTA 4.

Así, a través de ambos actos se ha querido agradecer el apoyo y la colaboración de estas entidades sin cuyas donaciones y ayuda la batalla contra la pandemia hubiese sido mucho más dura. Con el fin de hacer aún más significativo este reconocimiento se ha procedido a nombrar “Logista de honor” al Banco Santander, Banca March, Iberdrola, Airbus y Bolsas y Mercados Españoles que, tal y como se destacó en el acto del día 24, estuvieron a al lado del Ejército de Tierra en los momentos más duros de la pandemia, y con su apoyo desinteresado contribuyeron al desarrollo de la misión. Del mismo modo, se quiso hacer un sentido homenaje a todos los fallecidos a causa de la COVID-19.

Cabe recordar que con el establecimiento del estado de alarma el 14 de marzo dio comienzo la operación “Balmis” de las Fuerzas Armadas con la finalidad de contribuir a preservar la seguridad y bienestar de los ciudadanos. Durante esa operación se realizaron misiones de seguridad, apoyo logístico, desinfección, apoyo sanitario y castrametación. Hasta el 20 de junio, se realizó el mayor despliegue militar en tiempos de paz, con más de 185.000 efectivos sobre el terreno, más de 20.000 actuaciones en 2.300 localidades españolas, se realizaron 11.000 desinfecciones –5.300 en residencias de mayores–, se instalaron 20 extensiones hospitalarias y se operaron 70 vuelos con más de 160 toneladas de material a España.

La aportación del Ejército de Tierra a la operación “Balmis” ha sido muy significativa, identificándose la “capacidad logística” como uno de los cinco pilares de su contribución, junto con la organización jerárquica, la capacidad de planeamiento, el despliegue territorial y la voluntad de servicio. Una de las principales dificultades a las que se tuvo que hacer frente fue la necesidad de unos recursos específicos, de protección, desinfección y sanitarios de difícil adquisición y que, además, era necesario obtener con urgencias. En ese sentido, las donaciones recibidas supusieron una fuente de obtención indispensable. Sin ellas, hubiese sido imposible hacer frente a las necesidades de material específico para el cumplimiento de las misiones de las unidades con la seguridad necesaria.