• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Exèrcit de Terra
Ministerio de Defensa
Exèrcit de Terra

Ejército de Tierra

Armas del AMÉRICA 66

Regimiento de Infantería 'América' 66, de Cazadores de Montaña

Notícies

lunes 3 de julio de 2017

Nombre: 143

19 al 23 de junio, Sierra de Cameros (La Rioja).

El ciego sol, la sed y la fatiga…

La finalidad, reforzar el liderazgo y la cohesión de la Unidad.

Durante un reconocimiento aereo.

Durante un reconocimiento aereo. (Foto: RI América 66)

Infiltración.

Infiltración. (Foto: RI América 66)

Apoyo para el Asalto.

Apoyo para el Asalto. (Foto: RI América 66)

Miembros del Batallón “Montejurra” se desplazaron hasta la Sierra de Cameros (La Rioja), del 19 al 23 de junio, para llevar a cabo el Ejercicio ALFA “MONTEJURRA IV/17”.

Gracias a las gestiones de la Plana Mayor del Regimiento “América” y a la inestimable contribución de la Brigada “Guadarrama”, se pudo realizar una colaboración de oportunidad con el Batallón de Helicópteros de Maniobra III con sede en Agoncillo, que mostró desde el principio su total disponibilidad para ejecutar varias inserciones y asaltos aéreos a pequeñas áreas urbanizadas.

Infiltraciones, vigilancia de frontera, reconocimientos, ataques de desarticulación y asaltos aéreos… Todo ello para hacer que el enemigo se replegara a sus santuarios localizados en varios poblados y así poder realizar un ataque resolutivo sobre ellos. La obtención de información previa fue fundamental.

Un terreno, a priori amigable, de baja-media montaña, con vegetación arbustiva y bosque y pequeñas aldeas abandonadas. Sin embargo, en este caso fue el calor el que hizo recordar a los soldados un artículo del Ideario de Tropas de Montaña: ''Deberá tener generosidad y humildad en la victoria, y paciencia y tenacidad para sobreponerse a las adversidades''.

Incertidumbre, falta de agua y calor, mucho calor, hicieron aflorar una vez más uno de los principales valores del Ejército, el compañerismo. Estas condiciones fueron perfectas para seguir manteniendo el espíritu de sacrificio basado en la dureza física y psicológica del Cazador de Montaña.
Polvo, sudor y hierro, ¡adelante!