• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Exèrcit de Terra
Ministerio de Defensa
Exèrcit de Terra

Ejército de Tierra

ESCUDO DE LA COMGEMEL

Comandancia General de Melilla

Notícies

jueves 7 de enero de 2016

Nombre: 002

Celebración de la Pascua Militar

Celebración de la Pascua Militar

Acto principal

Celebración de la Pascua Militar

El COMGE pasando revista a la formación

Celebración de la Pascua Militar

Alocución del COMGE

El pasado día 6 de enero tuvo lugar la celebración de la Pascua Militar, presidida por el Comandante General de Melilla, en representación de S.M. el Rey. Con tal motivo, a las 11:50 horas se inició una parada militar en la Calle Luís de Sotomayor, frente al edificio de la Comandancia General.

La fuerza en formación, al mando de un oficial de la Unidad Logística nº 24 (ULOG 24), estuvo compuesta por: Una escuadra de gastadores de la Compañía de Mar, Bandera de la ULOG 24, Banda Mixta de la Comandancia General, Unidad de Música y una Compañía mixta con personal de distintas Unidades de la Plaza (Unidad Logística nº 24, Grupo de Regulares Melilla 52 y Tercio Gran Capitán 1º de La Legión).

El acto se desarrolló de acuerdo a la siguiente secuencia: a las 11:50 horas formación de la Unidad, a las 12:00 h. Incorporación de la Enseña Nacional, a las 12:03 h. Honores al Comandante General y revista, retirada de la Enseña Nacional y desfile.

A continuación, en el Salón del Trono del edificio del Cuartel General, tuvo lugar la recepción oficial, a la que fueron invitadas las primeras autoridades civiles de la Ciudad, con la siguiente secuencia: Lectura de la Efemérides conmemorativa y del mensaje recibido del Jefe del Cuarto Militar de la Casa de S.M. el Rey, Imposición de condecoraciones y alocución del Comandante General de Melilla.

Reseña de la Pascua Militar

La tradición de la celebración de la Pascua Militar se inicia en el siglo XVIII, cuando Carlos III felicitó a las tropas españolas que recuperaron la ciudad de Mahón, en Menorca, el 6 de enero de 1782. Como prueba de aprecio a sus Ejércitos, Carlos III ordenó a Virreyes, Capitanes Generales y demás Jefes que en el día de la Epifanía reuniesen a las guarniciones para notificarles en su nombre su felicitación.