• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Exèrcit de Terra
Ministerio de Defensa
Exèrcit de Terra

Ejército de Tierra

Reportatges del butlleti "Tierra"

miércoles 20 de mayo de 2020

Nombre: 7973

Un militar ayuda a la Policía a reducir a un individuo en Palma de Mallorca

El cabo está destinado en la Sección de Zapadores

El cabo está destinado en la Sección de Zapadores

El cabo París, destinado en la Sección de Zapadores, de la Comandancia General de Baleares, no se lo pensó dos veces cuando vio a un individuo forcejear con la Policía en la vía pública, en Palma de Mallorca, el 7 de mayo.

Se bajó de la moto y, con el uniforme puesto, ayudó a los agentes a reducir al hombre, que presentaba un comportamiento agresivo y sospechoso, y se negaba a ceder ante lo que le estaba dictando la autoridad. El militar, de 34 años y con experiencia en misiones en el exterior, le retiró el teléfono móvil de la mano, para garantizar la seguridad de los que allí estaban, ante la negativa de éste a soltarlo. «Aunque finalmente no ocurrió nada, podríamos estar ante un dispositivo de iniciación, al conjugarse dos elementos como son la furgoneta en la vía y el teléfono móvil, por lo que hay que seguir todos los protocolos para estos casos», expone.

El individuo había detenido su vehículo en la vía pública, obstaculizando la circulación, supuestamente para rezar, lo que llamó la atención de los viandantes y propició la intervención de los agentes. Por su parte, el cabo terminaba su servicio en el acuartelamiento “Jaime II” y se dirigía hasta el cuartel “Avenidas” para realizar una guardia, cuando la retención de vehículos llamó su atención. «Es la primera vez que he tenido que realizar una actuación de este tipo, aunque en el Ejército nos preparan para poder afrontar situaciones similares», reconoce.

Desde que era un niño, soñaba con convertirse en militar, algo que ya cumplió en 2005 y a lo que ahora añade una acción meritoria. «Siempre es gratificante poder aportar tu ayuda cuando se necesita, como haría cualquier ciudadano, forme o no parte del Ejército», manifiesta. Este hecho se añade a la importante labor que están realizando cada día los militares involucrados en la operación “Balmis”, de lucha contra la COVID-19. También el cabo ha participado en las labores de desinfección realizadas en Palma. «Nuestro día a día no tiene nada que ver con lo que estamos viviendo en estos momentos, pero en la unidad se nos imparten unas nociones básicas que nos ayudan a saber cómo actuar», explica.

Por el momento, puede estar satisfecho porque su ejemplar actuación ha servido para demostrar la capacidad de los hombre y mujeres del Ejército, y con ella los valores que envuelven a la Institución militar.