• facebook
  • twitter
  • myspace
  • google+
  • mail
  • imprimir
Formulario de Búsqueda
Exèrcit de Terra
Ministerio de Defensa
Exèrcit de Terra

Ejército de Tierra

22 de abril de 2021

El general Marín Elvira toma el mando como jefe de la Brigada Rey Alfonso XIII II de La Legión



El día 22 de abril a las 12:30 horas, tuvo lugar la toma de mando del nuevo jefe de la Brigada Rey Alfonso XIII II de La Legión, general de brigada Melchor Jesús Marín Elvira, en la Base Álvarez de Sotomayor de Viator, presidida por el jefe de la División Castillejos, general de división Carlos Jesús Melero Claudio.

En el patio de armas, formó una Compañía de Honores de la Brigada Rey Alfonso XIII II de La Legión, Unidad de Música y Banda de Guerra, y la Bandera del Tercio Juan de Austria 3º de La Legión.

Durante su desarrollo, se dióo lectura a la orden de destino del general Marín, por parte del jefe del Estado Mayor del Cuartel General de la Brigada. A continuación, se ha procedió a promulgar la formula de Toma de Posesión. Una vez acabado, el Guion de la Brigada se entregó al general Marín, por parte del jefe del Tercio Don Juan de Austria 3º de La Legión. Seguidamente, el general de la Brigada dirigió unas palabras a los legionarios presentes en el acto. El acto concluyó con un desfile a pie de la fuerza presente.

En su discurso, el nuevo jefe de la Brigada de La Legión alentó a sus legionarios a «trabajar con fuerza, sensatez e inteligencia, inspirados por nuestro Credo, para que España se sienta segura de la vocación de su ejército».

Así mismo, el general, esperó de sus legionarios «profesionalidad, disciplina y compromiso, virtudes y conceptos que se han de reflejar en las pequeñas acciones del día a día.»

También recordó en sus palabras algo tan importante como la cohesión siendo esta «la suma de energías que surgen en el escalón más bajo de la Unidad y asciende hasta el más elevado».

Evoca a un concepto, el cual sus legionarios siempre deben de tener presente, y es el del peligro que hay que evitar en todo momento, llamado «rutina», buscando «soluciones novedosas y efectivas en todas las actividades de la preparación».

Entre las palabras de su alocución, el general Marín, reconoció al general Llago «su dedicación y entrega durante su mando, por haber llevado a esta Gran Unidad a cotas de preparación elevadísimas».